CONOCIENDO A SERGI VERGE

CONOCIENDO A SERGI VERGE

Licenciado en Filología, Agente Inmobiliario más Interesado en las Personas que en las Propiedades, Blogger y un Conferencista capaz de mantener la Atención del Público durante las 5 horas de su apasionada charla “El Poder de la Exclusiva”. Sergi Verge es todo eso y mucho más! ¿Me podrá perdonar algún día por llamarle macarra?
Y es que, la seguridad que transmite, su lenguaje directo y su osadía, podrían confundir a cualquiera. Pero Sergi es auténtico, apasionado, creativo, cooperativo y muy eficaz.
Como piensa que el mundo interior y el exterior deben estar conectados y presume de ser el mismo en una ponencia, que con los clientes, que en casa; tiene un solo móvil y un solo perfil en las redes. ¡No os perdáis la charla!

-Bienvenido a DOOS BOX Sergi!

¿Podrías darnos un avance de la nueva temporada otoño-invierno en el sector?

-En Calafell se ha hecho un número muy importante de operaciones y, por lo que sé, al resto de compañeros de España también les está yendo bastante bien. Creo que es porque la gente se ha dado cuenta de que vender o comprar sin ayuda es más “jodido” de lo que pensaban.
Desde el confinamiento voy lo mínimo posible a la oficina. He aprendido a hacer videollamadas, a usar la firma digital… la tecnología ha llegado para quedarse y sólo me desplazo cuando es necesario. Soy más eficiente ahora y me puedo permitir hacer la siesta, que es uno de mis hobbies favoritos.

– ¿Qué es el evento AIC que organizas en Calafell?, ¿Por qué es rompedor?

-Fue a raíz de impulsar un proyecto de cooperación entre los inmobiliarios de mi pueblo, que se me ocurrió contratar un curso CRS en Calafell y, para que viniera gente de fuera y a los de aquí nos quedara por un precio simbólico, decidimos dar un
valor añadido. Así que ofrecimos una charla formativa con cena de networking más el curso CRS por el precio de un curso CRS normal, ¡con el resultado de que fue el curso de CRS más masivo de España! En vista del éxito, “se me fue la olla” y monté al año siguiente un evento inmobiliario:
el AIC. Y, para hacer un evento distinto a los que ya existían en Madrid, Barcelona… y que mereciera la pena desplazarse hasta aquí, trajimos gente de fuera del sector inmobiliario. De una bailarina transexual a un lama tibetano, cualquiera podía aparecer. Lo que unifica y da sentido a la mezcla, es la existencia de un tema central. Hemos hablado de pasión, de creatividad, de liderazgo, de cambio, de cómo decidimos, de inteligencia colectiva, de aprender de los mejores, de valores humanos y de la inspiración.
Donde el inmobiliario más puede aprender, es de gente de otros terrenos, trasladando ese aprendizaje al sector. ¡Me encanta contar historias y a mis clientes les encantan también!

-Háblanos de “El Poder de la Exclusiva”. ¿Por qué es importante, qué ventajas tiene y cómo se consigue una exclusiva?

– ¡Es muy fácil! El Poder de la Exclusiva es un taller, aunque hoy en día es casi un show. En él explico cómo consigo yo exclusivas en mi día a día. Las respuestas a las objeciones típicas, etc. Y animo a trabajar en exclusiva y a colaborar con otros inmobiliarios también. Es una filosofía de vida donde lo importante son las personas.

– ¿Crees que trabajar con DOOS BOX podría ser un buen argumento para conseguir un cliente en exclusiva?

-En la venta de un inmueble hay una guerra de precios y un concurso de belleza. Ambas cosas deben ir de la mano para obtener el éxito. Lo primero que ven los potenciales compradores de una vivienda, dentro de un rango de precio y características con el que va a competir, es la foto desde su móvil. Y seleccionan o descartan por la imagen. Así las cosas, si añadir unos muebles como los vuestros y decorarlas permite que se vean más bonitas, habrá más ofertas y más posibilidades de vender.

-Dices que vender es muy humano, que te centras en los sueños y necesidades de los que acuden a ti. Durante todos estos años, ¿qué anhelos comunes has encontrado?

-Sueños de libertad, de tener una escapatoria cuando se trata de una segunda vivienda, de estrenar algo… Desde el confinamiento vendemos más áticos. Quien pueda permitirse cambiar, buscará más confort y más zonas exteriores en sus casas. Con el teletrabajo, el criterio principal de búsqueda ya no es la ubicación. Es posible que haya cambios arquitectónicos también, porque las necesidades han cambiado al estar más tiempo en casa (habitaciones más grandes, adicionales…)

-Sergi, además escribes en “el blog del carbasses”. ¿Qué nos podemos encontrar allí?

– ¡Lo mejor es leerlo! “El blog del carbasses” o teclear Sergi Verge en google te llevarán a él. La idea vino de un curso donde decían que podía ser interesante para un inmobiliario tener un blog. Cuento cosas relacionadas con el oficio y también con mi vida. Es una puerta de entrada para generar confianza en nuevos clientes. Cuando alguien me dice “he leído tu blog”, sé que es un encargo seguro. No lo recomiendo a todos, requiere entrenamiento y que te guste escribir. Pero si es tu caso, ¡hazlo!

 

-Como filólogo, ¿nos recomiendas un par de libros que te hayan marcado?

– Ostras, ¡es súper complicado! Pero me ha venido Charles Bukowski y, como efecto conector, “La senda del perdedor”, turbio, pero con un mensaje de esperanza. “Grit” de Angela Duckworth sobre el poder del valor y la perseverancia para alcanzar metas a largo plazo, y ya, si me lo permites, “Vida y Destino” de Vasili Grossman, que es lo que he estado leyendo en el confinamiento.

-Además de las ventas y la lectura, ¿qué mueve a un hombre como tú? ¿Cuáles son tus necesidades y tus sueños?

-Me mueven cosas muy sencillas: Vivir en mi pueblo, ver que el mar sigue ahí, la comida tradicional, ver crecer a mis hijos, hacer la siesta, leer, tomar cervezas con los amigos, reír…

-Un consejo para el éxito?

-Ser optimista, ver que en el mundo hay esperanza, que los inmobiliarios y las personas en general somos necesarios. Que iremos solucionando cosas y todo irá a mejor. Recomiendo no hablar de epidemias, ni de fútbol, ni de política. Sólo cosas positivas, por favor!

“El alma libre es rara, pero la identificas cuando la ves; básicamente porque te sientes a gusto, muy a gusto, cuando estás con ellas o cerca de ellas”.
Charles Bukowski

Vuelve a ver la entrevista:

Deja un comentario

tres × 3 =